top of page

El caso de la cocaína embalada en ladrillos amarillos y con la marca del delfín: encontraron más de 16 kilos

Aunque el Gobierno apunta al “cartel del Patrón del Norte”, liderado por Delfín Castedo, por la droga secuestrada en diferentes operativos, otra hipótesis surge entre los investigadores a raíz de hallazgos similares en diferentes países de la región


Agentes especializados de la Dirección General de Aduanas-AFIP, apostados en el Paso Fronterizo Internacional Posadas-Encarnación, encontraron más de 16 kilos de cocaína ocultos en un auto que intentaba ingresar al país desde Paraguay. La droga estaba distribuida en 15 ladrillos de cocaína embalados en cinta amarilla. Llevaban, además, un relieve en forma de delfín, supuesto código del grupo narco liderado por el capo salteño Delfín Reinaldo Castedo, más conocido como, el “Patrón del Norte”.


Ese sello característico del delfín fue hallado en, al menos, cuatro operativos realizados anteriormente por las fuerzas federales en distintas zonas, por ello desde el Gobierno se lo endilgan al clan Castedo. Aunque otra hipótesis surge entre los investigadores a raíz de hallazgos similares en diferentes países de la región.


El último procedimiento de Aduanas comenzó cuando una camioneta con patente paraguaya se presentó de noche en la cabecera argentina del Puente Internacional San Roque González de Santa Cruz con intenciones de ingresar al país. El conductor declaró ser oriundo de la ciudad de Encarnación, indicaron fuentes oficiales.



Cuando los agentes aduaneros comenzaron a hacerle las preguntas de rigor, el hombre de nacionalidad paraguaya se puso nervioso y evasivo. “Incluso, se contradijo respecto del destino de su viaje”, ampliaron los investigadores. Fue entonces donde el personal comenzó a revisar el vehículo y notó una serie de irregularidades en el tanque de combustible.


“La camioneta fue pasada por el escáner, que ratificó que el sector del baúl, en donde estaba ubicado el tanque de combustible, arrojaba imágenes no habituales”, explicaron. Y contaron que estaba lleno de bultos rectangulares, envueltos en cinta amarilla. “Fue un total de 15 ladrillos, con un peso combinado de 16,698 kilos y un valor estimado de $202 millones”, subrayaron.


La causa quedó en manos del Juzgado Federal de Posadas, en un expediente por contrabando agravado de estupefacientes en grado de tentativa y dispuso la detención del conductor. El juez ordenó el secuestro de la droga y del vehículo.


Cada pan de droga hallado en el tanque de combustible de la camioneta paraguaya estaba envuelto en cinta amarilla y con el logo de un delfín estampado en bajorrelieve.


“La cuña la pone el productor, no el intermediario. Y el que pone la cuña está pensando en otro negocio, no en abastecer Argentina”, agrega otro detective en ese sentido. Sin embargo, otras fuentes en la Justicia federal aseguran que el hallazgo de un cuño en un pan de droga no es una verdad definitiva. Podría ser un caso de robo de marcas, o una pista falsa plantada por los narcotraficantes para confundir las autoridades.


Fuente: Infobae

Comments


bottom of page